(08-02-11, ADN)

El Movimiento contra la Intolerancia ha puesto en marcha hoy un proyecto para estudiar y frenar los «crímenes de odio» impulsados por la xenofobia, la homofobia o la intolerancia que se cometen cada vez con más frecuencia en Europa.

En conferencia de prensa, el presidente de la organización, Esteban Ibarra, ha subrayado que diversos estudios revelan un aumento de la violencia y los delitos dirigidos hacia colectivos específicos como los inmigrantes, las minorías étnicas, los grupos religiosos, culturales o ideológicos, y hacia personas por su orientación sexual o por su situación de indigencia.

«Se trata de ataques que ya están considerados como crímenes, pero que al estar motivados por el odio hacia las personas distintas deben tener un tratamiento distinto», ha explicado Ibarra.

Así, el desconocimiento o permisividad de las autoridades y la falta de instrumentos legales específicos ha dado pie a la aparición y crecimiento de organizaciones neonazis, racistas y xenófobas que, por medio de internet, se expanden aprovechando la falta de coordinación, conocimiento mutuo y agilidad de los aparatos jurídicos europeos.

«Detener el avance de estas actitudes y proteger jurídicamente a las víctimas» es el objetivo del proyecto «Stop a los crímenes de odio en Europa», presentado hoy y en el que, además del Movimiento contra la Intolerancia, participan la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), la Unión Progresista de Fiscales (UPF), la Academia de Policía de Finlandia y la asociación portuguesa de Apoyo a las Víctimas.

En concreto, se trata de estudiar los instrumentos jurídicos existentes en Europa, elaborar un Protocolo de protección y atención a las víctimas de delitos de odio, identificar buenas prácticas, y crear una base de datos en internet con todas las sentencias jurídicas de este tipo de crímenes.

Todo ello será el comienzo de una Red Europea contra los Crímenes de Odio, ha subrayado Ibarra, quien ha apuntado que el Movimiento contra la Intolerancia estima que sólo en España se producen más de 4.000 agresiones de este tipo al año.

«No hay datos oficiales, pero calculamos que en los últimos años han muerto más de 80 personas y que hay unas 200 páginas españolas de grupos que incitan al odio y la violencia contra determinados colectivos», ha asegurado.

Por otra parte, y ante la proximidad de las elecciones municipales, el presidente del Movimiento contra la Intolerancia ha hecho un llamamiento a todos los partidos políticos para que «renuncien a hacer campaña con la xenofobia, y a los ciudadanos que no haya un sólo voto para la xenofobia», ha dicho Ibarra.